El Síndrome del Edificio Enfermo

sindrome-edificio-enfermoLas ciudades están plagadas de oficinas en las que los empleados ejercen diariamente su labor. Unas oficinas que deben cuidarse para que cumplan con los requisitos mínimos y garanticen las mejores condiciones de seguridad y salud a sus trabajadores. Sin embargo, no todos los edificios cumplen y cada vez hay más peligro en el interior. Un peligro sigiloso, imperceptible para muchos, que es conocido por algunos especialistas como el Síndrome del Edificio Enfermo (SEE) o en inglés ‘Sick Building Syndrome’ (SBS).

¿Pero qué es exactamente el ‘Síndrome del Edificio Enfermo’? La Organización Mundial de la Salud lo define como “un conjunto de enfermedades originadas o estimuladas por la contaminación del aire en estos espacios cerrados”. Edificios cerrados, sin ventilación natural, afectados por diversas causas como: la contaminación del aire, la mala ventilación, los gases y vapores de origen químico, la descompensación de temperaturas, el mal estado de los inmuebles…

Causas que afectan a la salud de los empleados que en ellos trabajan produciendo malestares y dolencias varias como jaquecas, mareos, resfriados, náuseas, alergias, irritaciones de las vías respiratorias, piel y ojos… que además influyen en la productividad laboral y la insatisfacción de los trabajadores.

Un mal desconocido para gran parte de la sociedad que acecha en silencio y que puede evitarse con prevención, mantenimiento y remodelación:

  • Prevención a la hora de diseñar los edificios, prestando especial cuidado a todos los elementos.
  • Mantenimiento de los sistemas de ventilación, mobiliario y materiales.
  • Remodelación cuando se detecten problemas.

Asimismo, es importante establecer normas básicas en los lugares de trabajo para garantizar condiciones ambientales óptimas respecto a la temperatura (entre los 22 y 24º), la humedad (evitar la sensación de agobio) y la renovación del aire (ventilación). Criterios razonados para que todos los que convivan en un mismo espacio laboral puedan respirar un aire de calidad y no un aire contaminado.

Soluciones a un problema del que la sociedad de hoy está obligada a tomar conciencia ya que está en juego la salud de millones de personas.

comunicacion

Escribir un comentario